Metalúrgica de Santa Ana

La empresa jienense Metalúrgica de Santa Ana empezó su andadura industrial en 1955 con el objeto de fabricar maquinaria agrícola, tan necesaria en un país eminentemente agrario como era el nuestro. La factoría se instaló en Linares (provincia de Jaén) como parte del Plan de Desarrollo de la provincia en 1954. En poco tiempo empezó la producción de cosechadoras y otros aperos de labranza.
Al poco de iniciada la actividad fabril, los directivos de Santana mostraron su interés por ampliar la gama con la fabricación de un vehículo para el campo, capaz de ser utilizado en múltiples servicios. Después de unas conversaciones con los representantes británicos de Rover en 1956, concretaron finalmente la construcción bajo licencia del Land-Rover en la localidad jienense.
A punto de salir al mercado la serie II, el fabricante británico pretendió que la factoría española siguiera construyendo el serie I. Como es lógico, el planteamiento no fue bien recibido y en 1958 comenzó en Jaén el montaje de la maquinaria para producir... la serie II.

Al mismo tiempo, Santana ampliaba su actividad productiva y desde 1958 abastecía a Citroën Hispania de cajas de cambio para la furgoneta AZU.
Sin embargo, antes de esa fecha ya circulaban vehículos Land-Rover por España, aunque fruto de la importación. Los primeros cupos venidos del Reino Unido habían llegado a nuestro país en 1952 (en 1955 se matricularon 204 unidades, en 1956 fueron 198 y en 1957 se quedaron en 100). Se trataba de vehículos Land-Rover de la primera serie, de los que un buen número fue a manos de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, así como a diversos organismos públicos y también a particulares.

Las primeras partidas correspondieron al Land-Rover 88 de chasis corto (88 pulgadas de batalla que equivalían a 223 cm); pero al poco tiempo comenzaron a montarse también los Land-Rover 109, de chasis largo (109 pulgadas o 277 cm de batalla).
Los dos modelos fabricados, el de chasis largo y el corto, se ofrecían en versiones propulsadas por motores de gasolina y Diesel. El de gasolina, con un cubicaje de 2.286 cc y 77 CV de potencia a 4.250 rpm, podía alcanzar los 95 km/h de velocidad punta; el Diesel montaba un motor de 2.052 cc y 52 CV a 3.500 rpm. Este último fue sustituido en 1962 por uno de igual cilindrada que el de gasolina, pero con una potencia de 62 CV.
En 1961, la empresa de Linares obtuvo de la Rover inglesa la autorización para exportar vehículos todo terreno fabricados en España. Los puntos de destino serían principalmente América del Sur y Oriente Medio. En tan sólo cuatro años, la plantilla de trabajadores se duplicó, alcanzando los 2.168 empleados en 1964. Igualmente ocurrió con las matriculaciones, que pasaron de ser 295 en 1960 a 2.213 en 1966. A mediados de los sesenta, la empresa contaba con dos factorías, Linares en Jaén y Manzanares en Ciudad Real, así como un centro de formación y distribución en La Carolina, a pocos kilómetros de Linares.

En 1961 se presentó la serie II A, cuyas diferencias con la serie II eran prácticamente inapreciables. En el verano de 1970, se presentó el nuevo Land-Rover 88 Especial, versión mejorada del Land-Rover corto. Montaba un doble juego de faros delanteros (los habituales más otros dos en las aletas) y un nuevo capó. La suspensión fue mejorada con ballestas traseras de nuevo diseño, para rodar con mayor efectividad por campo a través. El equipamiento interior y el confort eran también superiores. En 1974 aparecieron los nuevos Land-Rover de la serie III, con faros en las aletas y calandra de nuevo estilo; además incorporaban una nueva caja de cambios en la que todas las marchas estaban sincronizadas. Entre sus derivados se encontraba el Land Rover Militar, cuya principal particularidad residía en una carrocería rebajada de peso con capota de lona y aletas muy altas y abiertas. Este modelo sólo se servía al ejército, pero a partir de 1980 se lanzaría una variante civil, apta para el público general.

En 1977 Santana presentaba oficialmente la variante de seis cilindros del Land Rover 109, tanto en versión de gasolina como de gasoil. La opción de chasis corto (88 pulgadas) no se benefició de esta mecánica. Inédito en sus homólogos británicos, la arquitectura técnica de este bloque era idéntica en ambas versiones (gasoil y gasolina): árbol de levas lateral, 3.429 cc y un rendimiento de 94 y 104 CV de potencia, respectivamente. Exteriormente, su principal rasgo de identidad consistía en la adopción de un frontal modificado, cuya parrilla era adelantada hasta el mismo parachoques para, de este modo, poder alojar el propulsor de mayor tamaño. Gracias a éste, el todo terreno fabricado en Linares aumentaba su ya de por sí gran polivalencia, consiguiendo unas prestaciones superiores, una velocidad punta de 115 km/h y, sobre todo, una capacidad, hasta entonces muy limitada, para rodar con cierta soltura en carretera abierta. Su principal virtud, con todo, seguía radicando en su excelente motricidad en terrenos difíciles y la amplitud de su caja. En cuanto a los aspectos menos valorados por los clientes estaban la falta de precisión y la dureza de la dirección y su diámetro de giro demasiado abierto (15 metros). Transcurridos dos años desde su lanzamiento apareció el 109 Especial, con faros y pilotos delanteros de diseño rectangular y en disposición horizontal, además de contar ahora con un depósito de combustible de 113 litros, más del doble de la capacidad que tenía el de la versión de cuatro cilindros.

La llegada al mercado de nuevos modelos todoterreno y una cierta obsolescencia tecnológica llevó a Santana a buscar alianzas internacionales, que encontró en 1985 en la marca japonesa Suzuki. Dentro del acuerdo con la misma se fabricaron modelos tales como el Samurái, Vitara y Jimny. De esta forma, los japoneses entraron en 1985 con fuerza en la empresa, hasta tomar en 1993 el 83,75% del accionariado.
En 1989 Land Rover, debido a problemas económicos, canceló su participación en Santana Motor, por lo que la empresa comenzó a comercializar versiones del Land Rover bajo la marca Santana, como fue el Santana 2500, todoterreno bastante popular en toda la geografía española durante los años 90. Los últimos modelos fabricados bajo la denominación Land Rover Santana se enviaron a peticion del Gobierno Español como donativo a Colombia y otros pocos a México.
En 1995, la Junta de Andalucía compró la empresa a Suzuki. En el año 2003, Santana desarrolló un modelo propio, el Santana Aníbal, basado en los antiguos Land Rover, que se suministró a ejércitos como el español, el checo o el francés como vehículo todoterreno ligero.
Durante 2005, Santana presentó oficialmente los modelos 300 y 350, vehículos todoterreno basados en el Suzuki Vitara, que se dejó de fabricar en las instalaciones de la multinacional jiennense ese mismo año. El diseño frontal y trasero corrió a cargo del diseñador italiano Giugiaro.

2006 marcaría el primer año de relación entre este fabricante español y la multinacional italiana Iveco (Fiat). Dicho año se alcanzó un acuerdo de colaboración para fabricar modelos en Linares con la marca y distribución de Iveco, modelo que salió de la cadena de montaje en 2008 para ser comercializado en todo el mundo. El acuerdo también daba la posibilidad a Iveco de comprar Santana Motor hasta 2010.
El primer modelo de la relación Iveco-Santana fue el Massif, un todoterreno derivado del antiguo Santana Aníbal. Más tarde se lanzaría el segundo modelo, denominado Campagnola (en honor al mítico Fiat Campagnola), y que no era más que un Massif en versión corta de 3 puertas.
En 2008, Iveco anunció una opción para comprar la empresa Santana Motor dependiendo del éxito del Massif. Finalmente, esta opción no se hizo realidad.
En julio de 2009, la Junta de Andalucía, a través de la Agencia IDEA (Agencia de Innovación y Desarrollo de Andalucía) asumió el control de la gestión de la compañía Santana Motor.
El 14 de septiembre de 2009 finalizó la producción del Suzuki Jimny, dando también por terminada la histórica alianza con el grupo japonés. El último acuerdo entre las dos multinacionales daba a Santana Motor la posibilidad de fabricar el modelo Jimny bajo marca propia, tras cederle el gigante japonés la plataforma de dicho modelo.

Tras mucho tiempo de especular sobre el futuro de la empresa, el 16 de febrero de 2011, una votación realizada por los trabajadores de la empresa decidió la disolución de la compañía. Sin embargo, se ha acordó no vender los activos de la compañía, en concreto las líneas de producción. La idea era poder reanudar en un futuro la fabricación de vehículos. Se especuló con la continuación de los vehículos Iveco así como la fabricación de nuevos vehículos eléctricos.

El Land-Rover Santana ha sido, sin duda, un vehículo de proyección mundial: Ha servido en los tres ejércitos, en la Cruz Roja, en los parques de bomberos y de obras públicas, en la Guardia Civil, en Correos y Telégrafos, en la Compañía Telefónica, en casi todos los Ministerios, y además resulta omnipresente hasta en los rincones más inaccesibles de nuestro medio rural. Incluso ha sido utilizado por aventureros locales para realizar las rutas más difíciles y arriesgadas. Desde la travesía de Afganistán y Pakistán por V. Ceballos en 1969 hasta la vuelta a España campo a través de Luis Garrido y Francisco Celada, en ese mismo año.
En resumen, se puede asegurar que Metalúrgica de Santa Ana construyó una extensa gama de todo terrenos casi en régimen de monopolio. Por eso es normal que hoy, ya en el siglo XXI, en el lenguaje de los campesinos y ganaderos se denomine Land-Rover a cualquier otro todo terreno de parecido aspecto.
Sus aspectos más críticos se cifraban en la época en el elevado nivel sonoro, propio de un acabado mejorable y una dirección (del tipo sinfín, a bolas) algo imprecisa. Sin embargo, su capacidad motriz en cualquier tipo de terreno y su sencillez fueron muy alabadas (tanto en su motorización diesel como de gasolina), al igual de su presentación, con gran atracción para la juventud de entonces.

Logo Metalúrgica de Santa Ana

Prototipo del Land Rover de 1958

http://www.youtube.com/iJZk-vd1ymw?version=3?fs=0&rel=0showinfo=0

Land Rover Santana 88 Especial

http://www.youtube.com/S8HvLa10xgQ?version=3?fs=0&rel=0showinfo=0

Santana Aníbal (2003)

Iveco Massif

Land Rover Santana 88 Ligero

雪茄网购| 雪茄| 哈瓦那雪茄| 雪茄价格| 雪茄烟网购| 雪茄专卖店| 雪茄怎么抽| 雪茄烟| 雪茄吧| 陈年雪茄| 大卫杜夫雪茄| 保利华雪茄| 古巴雪茄品牌| 古巴雪茄| 古巴雪茄多少钱一只| 古巴雪茄专卖网| 烟斗烟丝| 小雪茄| 金特罗雪茄| 帕特加斯d4 | 蒙特雪茄| 罗密欧朱丽叶雪茄| 网上哪里可以买雪茄| 限量版雪茄| 雪茄专卖| 雪茄专卖网| 雪茄哪里买| 买雪茄去哪个网站| 推荐一个卖雪茄的网站| 雪茄烟| 古巴雪茄价格| 雪茄海淘| 雪茄网| 帕拉森雪茄|

上車盤| 搵樓| 豪宅| 校網| 居屋| 貝沙灣| 美孚新邨| 嘉湖山莊| 太古城| 日出康城| 九龍站 | 沙田第一城| 樓市走勢| 青衣| 西半山| 西貢| 荃灣|

electric bike| best electric bike| electric bikes for adults| e bike| pedal assist bike| electric bikes for sale| electric bike shop| electric tricycle| folding electric bike| mid drive electric bike| electric trike| electric mountain bike| electric bicycle| electric bike review| electric fat bike| fat tire electric bike| women's electric bike |

school| international school of hong kong| international school| school in Hong Kong| primary school| elementary school| private school| UK school| british school| extracurricular activity| Hong Kong education| primary education| top schools in Hong Kong| Preparatory| best international schools hong kong| best primary schools in hong kong| primary school hong kong| private school hong kong| british international school| extra-curricular| school calendars| boarding school| school day| Bursary| British international school Hong Kong| British school Hong Kong| English primary school Hong Kong| English school Hong Kong| International school Hong Kong| School Hong Kong| boarding school Hong Kong| best school in Hong Kong| School fees|